Viernes 30 de Septiembre de 2022

ACTUALIDAD

12 de abril de 2022

Una mujer donó su riñón a su jefa pero después la echaron

La pesadilla de esta trabajadora neoyorquina de 47 años, divorciada y madre de dos niños, comenzó el día que su ahora exjefa, Jackie Brucia, se puso enferma. A finales de 2009, en una conversación informal, Brucia le comentó que necesitaba un trasplante de riñón y que le estaba resultando imposible encontrar un donante.

Debbie Stevens decidió ayudarla, e incluso en un momento dado se ofreció a donar su propio riñón si no encontraban un donante a tiempo. En enero de 2011, la empleada recibió la llamada de su jefa, que le había tomado la palabra, y le preguntó si la oferta iba en serio. Debbie fue tajante: "Claro que sí".

Pocos meses después de la operación, el pasado mes de agosto, Debbie Stevens comenzó a sentirse mal. Tenía molestias en las piernas y problemas digestivos que la impedían llevar una vida normal.

Ese fue el momento en el que Debbie Stevens decidió pedir una baja por motivos de salud. La trabajadora consultó a un abogado y la empresa le contestó confirmando su despido, respaldado por un informe negativo firmado por Jackie Brucia.

"Me sentí traicionada. Fue una experiencia muy dolorosa y horrible", asegura Stevens, que denunció a su antigua empresa ante la Comisión de Derechos Humanos del estado de Nueva York.

Fuente: lainformacion.com



COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!